Cuando hablamos de los derechos humanos conviene recordar que uno de los más importantes es el derecho a la salud. En este post te contamos en qué consiste este derecho y cómo se protege en el mundo.

Qué es el derecho a la salud

Según la OMS, el derecho a la protección de la salud es el derecho de cualquier persona a conseguir el grado máximo de salud que se pueda lograr sin distinción de raza, religión, ideología política o condición económica o social. Este derecho protege a su vez varios derechos y libertades.

  • Derecho a tener acceso a un sistema de protección de la salud que garantice a todos los ciudadanos las mismas oportunidades para disfrutar del grado máximo de salud.
  • Libertad para controlar tu salud y tu cuerpo sin injerencias. Eso incluye libertad sexual y reproductiva o libertad para rechazar un tratamiento.

La forma que tienen los distintos gobiernos de proteger este derecho a la salud es garantizar la asistencia sanitaria, el acceso a la vivienda y la alimentación.

Derecho a la salud en los derechos humanos

La OMS no es el único organismo internacional que recoge el derecho a la salud como uno de los principales derechos del ser humano.  Por ejemplo, la Declaración Universal de Derechos Humanos lo recoge en su artículo 25, que dice así:

Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales necesarios.

Lo mismo ocurre en el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, firmado en 1966. Este pacto señala lo siguiente en su artículo 12:

Los Estados Partes en el presente Pacto reconocen el derecho de toda persona al disfrute del más alto nivel posible de salud física y mental”. Entre las medidas que deberán adoptar los Estados Partes en el Pacto, a fin de asegurar la plena efectividad de este derecho figurarán las necesarias para:

  1. La reducción de la mortinatalidad y de la mortalidad infantil y el sano desarrollo de los niños
  2. El mejoramiento en todos sus aspectos de la higiene del trabajo y del medio ambiente
  3. La prevención y el tratamiento de las enfermedades epidérmicas, endémicas, profesionales y de otra índole y la lucha contra ellas
  4. La creación de condiciones que aseguren a todos asistencia médica y servicios médicos en caso de enfermedad.

Un derecho que viene refrendado en muchas constituciones del mundo, incluyendo la europea o la española.

En la actualidad el derecho a la salud no se cumple en todos los países, pero sin duda se ha avanzado en los últimos años en ampliar y reforzar este derecho. Prueba de ello es el aumento de la esperanza de vida.