La videoconsulta médica es un recurso muy eficaz para centros médicos, además, la crisis provocada por el coronavirus ha provocado que cada vez sean más los hospitales y clínicas que ofrecen este servicio.

Disponer de un sistema adaptado de videoconsulta médica permite llegar a cualquier persona, en cualquier momento. No importa dónde se encuentre el paciente, siempre podemos contactar con él mediante un sistema de videoconferencia, con el que podremos realizar una evaluación visual y emitir un diagnóstico preciso.

En qué consisten las videoconsultas médicas

Las videoconsultas, o consultas telemáticas, son consultas médicas no presenciales, que se establecen utilizando medios digitales, habitualmente mediante la suma de tecnología de video y audio.

Lo que buscamos es que una paciente que por distintos motivos, no puede acceder al espacio físico de la consulta, pueda ser diagnosticado con absoluta eficacia, incluso si no puede salir de su propio domicilio. Mediante un módulo de videoconsulta médica conseguimos que una persona no tenga que desplazarse para recibir un seguimiento médico.

Entre las principales ventajas de la videoconsulta médica, destacamos las siguientes:

  • Evitamos los desplazamientos, en especial de personas con movilidad reducida o pacientes de avanzada edad.
  • La posibilidad de realizar una revisión visual mediante un sistema de vídeo mejora la calidad de la asistencia sanitaria a distancia.
  • El paciente puede realizar cualquier consulta o expresar sus dudas a tiempo real.
  • Mejora los tiempos de diagnóstico y reduce el tiempo de espera.
  • Es un sistema perfecto para casos urgentes, ya que se evitan los tiempos de espera que requiere el desplazamiento.
  • También es un sistema muy ventajoso en lugares de difícil acceso o con problemas de aislamiento. 

Videoconsulta debido al coronavirus

La situación provocada por la crisis del coronavirus ha provocado que las salas de espera se hayan convertido en un posible foco de contagio. La imposibilidad de mantener en ocasiones la distancia de seguridad y el contagio por contacto en superficies que actúan como fomite, hace que el porcentaje de videoconsultas haya crecido en los últimos meses.

De cara a la lucha contra el coronavirus, la videoconsulta evita el contacto y las esperas, por tanto, es mucho más seguro en personas que necesitan atención médica, pero se encuentran entre la población de riesgo. Disponer de un sistema de videoconsulta médica permite que un paciente no tenga por qué llegar al centro de salud de manera física, evitando contagios. 

Videoconsulta médica con Clinic Cloud

Con Clinic Cloud dispones de la posibilidad de trabajar con un sistema de videoconsulta siempre que lo necesites. Con la opción Mini de Clinic Cloud puedes solicitar la posibilidad de trabajar con videollamada en un módulo a parte, mientras que Clinic Cloud Pro incluye el módulo de videoconsulta integrado.

En Clinic Cloud te ofrecemos un completo sistema de teleasistencia con sistema de video y audio, para que llegues a todos tus pacientes, independientemente del lugar en el que se encuentren. Hoy en día es importante ofrecer vías de diagnóstico a todas las personas que cuentan con nosotros, la posibilidad de realizar videoconsultas es un recurso fundamental, para evitar desplazamientos innecesarios, y en una circunstancia como la que vivimos en estos momentos, es incluso importante el uso de videoconsultas para evitar focos de contagio.

Con Clinic Cloud dispones de todos los recursos que necesitas para tus consultas digitales, no será necesario que solicites servicios auxiliares, con Clinic Cloud dispones del software necesario para garantizar la calidad de tus videollamadas a pacientes. 

El sistema de videoconsulta es muy útil en centros médicos responsables de varios municipios. En algunos casos, muchos de los vecinos tienen problemas para desplazarse a su centro médico, en estos casos, los recursos telemáticos pueden suponer una ayuda excepcional, con el objetivo de ofrecer la atención sanitaria pertinente, evitando desplazamientos. 

Son muchos los centros médicos rurales que ya utilizan medios digitales para llevar a cabo parte de su trabajo, en Clinic Cloud proponemos una solución integral, con diversas herramientas que permiten a estos centros ofrecer una atención personalizada y de calidad, incluso a pacientes que no tienen la posibilidad de desplazarse habitualmente al centro de salud del que dependen.  

Clinic Cloud, una solución digital orientada a la salud

Clinic Cloud es un software digital, completamente orientado a centros de salud, independientemente de si se trata de grandes hospitales urbanos, clínicas privadas o centros rurales.

Con Clinic Cloud dispones de todo tipo de registros digitales, totalmente personalizables, que puedes adaptar a tu trabajo diario. Desde las agendas personales de los profesionales sanitarios, hasta los historiales médicos de cada paciente, toda la gestión queda informatizada y protegida, en base a las exigencias de la Ley General de Protección de Datos. 

Estos módulos de almacenamiento de datos se completan con diferentes herramientas, entre las que se incluye la posibilidad de realizar videoconsultas médicas siempre que sea necesario.