La distribución de medicamentos genéricos está creciendo cada vez más empujado por sus bajos precios frente a los medicamentos de marca. ¿Cuáles son las ventajas y desventajas de los medicamentos genéricos? Las enumeramos a continuación, pero antes vamos a explicar qué es un medicamento genérico.

Qué son los genéricos

Los medicamentos genéricos son aquellos que contienen el mismo ingrediente activo (el ingrediente que actúa para curar la enfermedad) en la misma cantidad que una medicina de marca. Por lo tanto, los medicamentos genéricos tienen el mismo efecto en el cuerpo en términos de curación de la enfermedad que los medicamentos de marca a los que copian.

Sin embargo, los medicamentos genéricos se venden con un nombre diferente y pueden contener diferentes ingredientes inactivos (ingredientes que le dan al producto su sabor, forma textura, olor, etc., pero que no afectan la efectividad), en comparación con sus homólogos de marca.

Un medicamento genérico tiene que tener:

  • El mismo ingrediente activo que el medicamento de marca
  • El mismo tipo de administración (oral, tópica, intravenosa, etc.) que el medicamento de marca
  • La misma dosificación que el medicamento de marca
  • La misma fuerza que el medicamento de marca
  • Las mismas condiciones de uso que el medicamento de marca

Ventajas y desventajas de los medicamentos genéricos

Ventajas de los medicamentos genéricos

La principal ventaja del uso de los medicamentos genéricos es la relación coste-beneficio. La medicina genérica no puede ser comercializada a un precio más alto que el medicamento de marca, por lo que a menudo es una opción más barata, tanto para el consumidor como para el estado, que en muchos casos costea parte del precio de los medicamentos.

Tener medicamentos más baratos disponibles hace que sea más fácil financieramente para el paciente continuar con la medicación durante toda la duración de la prescripción.

Desventajas de los medicamentos genéricos

La principal desventaja del uso de genéricos es quizás la confusión del consumidor. Sin entender adecuadamente las similitudes y diferencias entre los medicamentos genéricos y de marca, es fácil confundirse y preocuparse. Este es especialmente el caso cuando alguien á habituado a una cierta medicina y de repente le ofrecen un nuevo medicamento que tiene un nombre y aspecto diferente, pero es el mismo’.

Además, el nombre de los genéricos (normalmente el nombre del principio activo) suele ser más difícil de recordar que los nombres comerciales, en especial para las personas mayores.

No todos los medicamentos de marca tienen su equivalente genérico. Algunos medicamentos recientemente desarrollados, que todavía están protegidos por patente, sólo están disponibles como medicamentos de marca.