Muchas de las reclamaciones médicas más comunes se pueden solucionar con soluciones basadas en la gestión médica. Más allá de lo que conocemos como negligencias médicas, existen muchos problemas derivados de la propia organización del centro médico, que pueden derivar en perjuicios para el paciente, mediante la digitalización podemos conseguir que muchas de estas reclamaciones médicas no se produzcan, ofreciendo al paciente un servicio adecuado.

Qué es una reclamación médica

Una reclamación médica es una queja formal que realiza un paciente, debido a un servicio relacionado con la atención recibida por parte del propio centro. 

Existen distintos tipos de reclamación, desde aquellas motivadas por cuestiones económicas, hasta las que se refieren exclusivamente a causas médicas, disponer de herramientas orientadas a solucionar este tipo de problemas es imprescindible para el paciente se sienta atendido en todo momento. 

A continuación, analizamos algunas de las reclamaciones médicas más comunes y su solución.

Solicitudes sobre pagos médicos

Las cuestiones derivadas de los pagos médicos representan la mayoría de las reclamaciones médicas que se llevan a cabo en este país.

En realidad, se trata de un ámbito muy amplio, ya que las reclamaciones financieras derivadas de pagos pueden venir motivadas por defectos de cálculos, cláusulas abusivas, problemas con el proceso de financiación, etc.

Para evitar los problemas de atención al paciente relacionados con pagos, es importante disponer de herramientas financieras y de gestoría que se adapten por completo a nuestra actividad. Clinic Cloud incluye diferentes funciones financieras, con las que podrás gestionar los pagos de todos tus pacientes, los pagos aplazados, planes de financiación, morosos, balances, etc. 

Reclamaciones por listas de espera

Una de las gestiones más complejas relacionadas con la salud es la referida a la coordinación de pacientes en listas de espera. En muchos casos, las reclamaciones médicas están relacionadas con faltas de coordinación en las citas, retrasos, etc. 

Actualmente, la mayoría de los centros de salud trabajan con listas de espera digitalizadas, mediante este tipo de herramienta, se consigue coordinar a todos los pacientes, evitando duplicidades, solapamientos en las agendas, olvidos en citaciones, etc.

Con Clinic Cloud trabajas en base a módulos personales, que incluyen agendas de trabajo personalizadas, y agendas comunes, orientadas a coordinar las listas de espera del centro. 

Gestión de datos personales

La información del paciente debe ser confidencial, por tanto, solo podrá ser consultada por personal interno de la clínica que esté autorizado. Las reclamaciones derivadas de los datos del paciente suponen un alto porcentaje de reclamaciones, la Ley Orgánica de Protección de Datos, así como las leyes comunitarias europeas establecen una serie de protocolos y normas que deben ser cumplidos por todos los centros relacionados con la salud.

Los medios digitales que trabajan en la nube permiten proteger los datos de los pacientes, así como los datos que hacen referencia al centro médico y a los profesionales de la salud que trabajan en la clínica. 

Errores en diagnósticos

Parte de las reclamaciones médicas también vienen motivadas por errores en los diagnósticos, que derivan en problemas de salud que repercuten en el paciente. 

En la actualidad, son los medios digitales los que permiten complementar los conocimientos del profesional de la salud, el objetivo es realizar un diagnóstico apropiado, mediante las herramientas más avanzadas. 

Un ejemplo de esta evolución tecnológica es el uso de odontogramas digitales en clínicas odontológicas. Estos odontogramas permiten realizar seguimientos completos del paciente a largo plazo, permitiendo realizar diagnósticos más acertados. 

Errores en recetas y medicamentos

Los errores en recetas también pueden ser motivo de reclamación por parte del paciente. El control de recetas es fundamental en cualquier tipo de clínica, por eso es imprescindible llevar un control exhaustivo en esta parte de la gestión médica. 

Con Clinic Cloud dispones de un módulo generador de recetas automático, con el que no solo podrás recetar de manera automática, además, cada receta se asocia al perfil del paciente, para que puedas consultar, siempre que lo necesites, el historial personal y hacer un seguimiento del tratamiento. 

Reclamaciones internas

En ocasiones las reclamaciones no parten de los pacientes, sino que se realizan desde la propia organización. Disponer de una plataforma digital, capaz de reflejar todas las decisiones y las acciones que se han llevado a cabo, permite resolver cualquier tipo de reclamación de forma inmediata y fidedigna, además aporta al profesional médico un entorno digital seguro y apropiado para realizar su trabajo diario. 

Gestión de clínicas de salud en un entorno digital

Con Clinic Cloud puedes disfrutar de herramientas digitales adaptadas a clínicas médicas, además, puedes utilizar funciones propias de tu especialidad. 

El uso de materiales digitales en tu entorno de trabajo no solo te permite tomar mejores decisiones, además garantiza la privacidad de tus pacientes y ayuda a prevenir errores que pueden tener una influencia muy perjudicial en el servicio al paciente.